Consigue tus shorts degradados en unos minutos

Como todas sabemos, los shorts son una de esas prendas que siempre vuelven con mucha fuerza. Ahora que estamos cerca de llegar a la primavera, debemos de ir pensando en los que tenemos en el armario. Si compruebas que ya no te quedan bien o que están un poco desgastados del uso que le has dado, entonces no te preocupes porque podrás estrenar unos nuevos y por muy poco dinero. Tan solo necesitas unos consejos como los que hoy te propongo y con ellos, conseguirás tener tu pantalón favorito a tiempo.

Para ello solo necesitamos un pantalón vaquero. Ya puede ser del color dénim o bien, de toda la gama de tonalidades con la que esta tela cuenta. Además, tienes la ventaja que al hacerlo de una manera casera, también puedes reciclar ese pantalón largo que ya no usas y cortarlo a la altura que tú quieras. Cuando lo hayas hecho, solo nos queda ponernos manos a la obra para conseguir nuestro objetivo. Eso sí, hay que tener en cuenta una serie de detalles para que todo salga sobre ruedas. ¿Estás lista?.

shorts azul y blanco

Ya tenemos nuestros pantalones cortados y listos, ahora es el momento de buscar un cubo que tenemos por casa para echar la ropa y añadirle un poco de lejía. Aquí es donde tenemos que tener mucho cuidado ya que la lejía puede provocar quemaduras y es por ello que antes de trabajar con ella, lo mejor es colocarnos unos guantes y tener siempre mucha delicadeza con este tipo de productos. Cuando tengamos la lejía en el cubo, introduciremos solo la parte que queremos desteñir de nuestros shorts. Para ello, debemos de sujetar la otra con una pinza, para que no se nos resbale. Para un efecto más intenso, debes de echar la lejía sobre la prenda directamente, ya que así, sí es cierto que se aclara más rápido.

shorts de colores degradados

Cuando veas que la lejía va haciendo su efecto y obtienes el color deseado, es el momento para vaciar el cubo con el líquido y lavar bien nuestra prenda con detergente para eliminar todos los restos de la lejía. Recuerda que debes de mantener tus manos a salvo hasta que la prenda esté totalmente limpia. Los colores degradados son una de las tendencias de los meses estivales por lo que sin duda, ésta es una buena idea para integrarlo en nuestro estilo sin tener que gastarnos nada. Además, el proceso lo podrás realizar con otras prendas para crear una moda muy personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *